Reciba las últimas noticias sobre temas interesantes con NewsHub. Instalar ahora.

Wiz Khalifa, el rap del cannabis

25 de marzo de 2017 03:15 AM
12 0

Khalifa significa sucesor y sabiduría. Siendo niño, Cameron Jibril Thomaz fue apodado Khalifa por su abuela, por ser un buen chico y por creer que eso era lo que estaba haciendo con su música: expresar sus pensamientos y sus posturas frente a la realidad de ser criado por padres militares y crecer entre Alemania, Inglaterra y Japón siendo estadounidense.

“Mis padres estaban en la Fuerza Aérea, por lo que viajaba mucho cuando era niño. Para mí, ha sido interesante viajar a otros lugares y ver cosas diferentes. Eso me abrió la mente a un montón de ideas y me abrí al mundo más rápido que otros chicos de mi edad”, comentó Wiz Khalifa en una entrevista.

Cuando él tenía tres años sus padres se divorciaron y se fue a vivir a Pittsburgh, en Estados Unidos. En esa misma época se separó de su madre, quien lo dejó en las manos de su tía mientras ella servía en la guerra de Irak. En los años de infancia y adolescencia empezó a incursionar en la música. A los 14 ya tenía escritas algunas canciones.

Dos años más tarde, el presidente de la compañía discográfica Rostrum Records, Benjy Grinberg, vio en él un diamante en bruto que podía ser pulido y orientado. Más tarde, Khalifa lanzó con el sello su álbum debut, titulado Show and Prove (2006), que ha hoy ha vendido más de 10.000 copias.

Por ese primer disco fue considerado artist to watch por Rolling Stone. En ese momento no entendió lo que significaba: “Yo era alguien que sólo trabajaba y no esperaba demasiadas palmaditas en la espalda. Fue bueno. Sabía lo que tenía que hacer”.

Los siguientes años fueron para el rapero un período de desarrollo artístico, pues, aunque estaba influenciado por artistas como Jay-Z, Snoop Dogg, Cam’ron y Notorious B.I.G., se propuso crear su propia identidad. En 2009 introdujo un estilo más melódico en la recopilación de canciones, alternó entre cantar y rapear. Ese mismo año lanzó el mixtape Burn After, donde rapeaba sobre ritmos familiares de otros artistas, entre ellos las canciones If I Were a Boy y Diva de Beyoncé, Walking on a Dream de Empire of the Sun y Best I Ever Had de Drake.

Ese fue su ascenso al nivel de la música nacional. En 2010 fue nombrado “hombre del año” por la revista The Source. La canción que se convirtió en su mayor éxito fue Black and Yellow (2011). “La diseñé porque, ya sabes, quería poner mi pie en la puerta y representar realmente a Pittsburgh, así que la energía natural que entró en ella la convirtió en el éxito que ha sido. Me alegra que todo el mundo sea capaz de captarlo”.

En más de diez años de actividad, Khalifa ha producido diez álbumes de estudio y ha tenido como mentores a Snoop Dogg y Lil Wayne, quienes lo llaman el “Sucesor”. También ha colaborado con los raperos Curren$y y 2 Chainz, ha hecho parte de la banda sonora de la película Rápidos y furiosos 7 y a su carrera como compositor y cantante ha sumado la faceta de actor para las películas Gang of Roses 2: Next Generation y Mac & Devin Go to High School.

En noviembre de 2010, durante su gira Waken Baken, Wiz Khalifa fue detenido en la Universidad de Carolina del Este por posesión y tráfico de marihuana. Sin embargo fue liberado a la mañana siguiente, después de pagar una fianza. Como ésta, han sido varias las ocasiones en las que se le ha cuestionado su uso del cannabis, y una y otra vez él se ha mostrado abierto al tema, respondiendo que su postura política al respecto es “poner fin a la prohibición en todo el país”. Incluso ha reconocido en varias entrevistas que fuma diariamente y gasta US$10.000 al mes en marihuana.

Aunque en las entrevistas estas preguntas suelen ser reiterativas, él resuelve el tema diciendo que nunca dejarán de estar presentes. “Al final del día, lo puse ahí. Es un hecho divertido para mí. Es fácil seguir adelante y hablar”.

Además ha entrado en el negocio de la industrialización y comercialización del producto, pues, según se dio a conocer en un comunicado en 2016, Khalifa se asoció con la productora River Rock Cannabis, con sede en Colorado, para poner su nombre en todos los productos de marihuana, incluyendo una variedad llamada Khalifa Kush.

“Perfeccionar estos productos ha tomado años. Estoy muy emocionado por compartirlos con el público (...) para hacer conciencia y terminar con la prohibición”, dijo a Daily Mail en su momento.

Así, Khalifa se sumó a otros artistas, como Snoop Dogg, que también han creado su propia línea de productos.

Las canciones de Wiz Khalifa invitan a festejar sin discriminación temas como la cotidianidad, la fama, las relaciones, la hierba, las peleas y los deportes. Son el resultado de sus vivencias, de la inspiración de su vida y de ser simplemente él. “Eso es lo que me mantiene en la cima de mi juego. Siempre va a haber distracciones, pero depende de mí ver mi moral y seguir adelante”.

Les ha escrito también al amor, la hermandad y sus amigos. Como suele cantar en See You Again (2015) a su amigo Paul Walker, “Ha sido un largo día sin ti, amigo mío, / y te lo contaré todo / cuando te vuelva a ver. / Hemos recorrido un largo camino / desde el lugar en el que empezamos. / Te lo contaré todo / cuando te vuelva a ver, / cuando te vuelva a ver.

Maldición, ¿quién lo iba a saber?/ Después de todos los aviones que volamos, / las cosas buenas por las que hemos pasado, /que iba a estar aquí parado hablando contigo / sobre tomar otro camino.

Sé que nos encantaba ponernos en camino y reír, / pero algo me dijo que no duraría, / tuve que cambiar mi forma de actuar, / mirar las cosas de forma diferente, con perspectiva, / aquellos eran los días, / el trabajo duro siempre se recompensa, / ahora, te veo en un lugar mejor (...)”.

Fuente: elespectador.com

Compartir en las redes sociales:

Comentarios - 0