Reciba las últimas noticias sobre temas interesantes con NewsHub. Instalar ahora.

Operación Marquetalia, 53 años de un mito fundacional

28 de mayo de 2017 08:17 PM
8 0
Operación Marquetalia, 53 años de un mito fundacional

La disputa por el poder de los partidos Liberal y Conservador, además del asesinato de Jorge Eliécer Gaitán, hicieron que en 1949 la Dirección Liberal decretara la resistencia civil. Así, los ‘godos’ y ‘cachiporros’ aprendieron sobre el desprecio por el otro. Luego, hicieron odiar a los comunistas. El odio llegó tan lejos que los campos de Colombia se convirtieron en una ofrenda al sacrificio, miedo y tortura. Un odio casi perpetuo, que algunos no abandonan, porque el juego de poder sólo sirve si los colombianos no son capaces de reconciliarse. Su lema es y será, “divide y vencerás”.

Y es tan larga esa espiral de odio, que pocos son capaces de abrir las páginas de la historia, indagar fechas, nombres y lugares, armar un rompecabezas. El diario Tribuna Gaitanista en su edición del 17 agosto de 1951 retrata la violencia en Villarica, Tolima. “Destrozaron la puerta y procedieron a picar a machetazos a Isidro Caballero, a su hijo mayor y a un trabajador. La esposa de Isidro se había refugiado en una habitación con sus cuatro hijos menores. Los asesinos la mataron a ella y a sus dos hijos: Aracely recibió más de once machetazos; el niño Ericelio, de 2 años, fue brutalmente hecho picadillo; y al infante de 5 años le partieron la cara, le abrieron el estómago y le cercenaron las piernas. De esta horrenda matanza se salvaron dos niños que se habían escondido debajo de unos costales y presenciaron mudos el asesinato de su madre y hermanos”.

Para la edición de El Espectador, el 6 de mayo de 1955 aparece el reportero Gabriel García Márquez en el Amparo de Niños de Villarica hablando con 300 menores desamparados.

Todas estas escenas se multiplicaban, nadie en el campo estaba a salvo. Algunos campesinos del Tolima desenterraron algunas armas de la Guerra de los Mil Días para defenderse y más adelante se refugiaron en Marquetalia para hacer resistencia agraria. El movimiento fue liderado por Manuel Marulanda Vélez y Jacobo Arenas. Allí, empezaban a llegar familias campesinas huyendo de la barbarie y la muerte.

“Hasta la fecha los autores materiales e intelectuales de horrendos crímenes en el departamento del Tolima, los que ordenaron y practicaron degollamientos y fusilamientos de centenares y miles de campesinos; los que establecieron mataderos públicos de hombres y mujeres liberales [y comunistas], de ancianos y niños, convirtiendo los alrededores de Chaparral en verdaderos campos de exterminio continúan disfrutando de las prebendas y la confianza del nuevo Gobierno y otros paseándose, con aire de satisfacción, por las calles de pueblos y ciudades del Tolima”, escribe Manuel Marulanda en sus Cuadernos de Campaña.

Marquetalia está cerca de Planadas, Tolima. Ubicada en la Cordillera Central, entre las sierras de Atá e Iquira. Limita con Huila y Valle del Cauca. Desde allí, se divisa el imponente nevado del Huila, donde nacen los ríos Saldaña, Atá y otros que más adelante se dan cita con el Río Magdalena.

El gobierno de Guillermo León Valencia (1962 - 1966) comenzó a hablar de algunas Repúblicas Independientes en el territorio nacional. Marquetalia fue convertido en objetivo militar en lo que se llamó la Pacificación del Tolima. Recibieron ayuda norteamericana, ya que la Doctrina de Seguridad debía ser instaurada en América Latina para detener el avance del comunismo. Estados Unidos y León Valencia escogieron el Plan Laso para detener a Marquetalia.

Para el 24 de abril de 1964, el general Gabriel Rebéiz Pizarro daba declaraciones sobre “la Pacificación” en Marquetalia. Preocupados, el sacerdote Camilo Torres, Orlando Fals Borda, Gustavo Pérez, Eduardo Umaña Luna y Garavito Muñoz presentaron una solicitud al Ministerio de Guerra para que una misión de paz, conformada por ellos, pudiera ir a la zona y hablar con los campesinos. La solicitud fue negada.

La Operación Soberanía se inició el 18 de mayo de 1964 y terminó el 22 de junio del mismo año. Sólo hasta el 27 de mayo de 1964, 16.000 hombres de las fuerzas militares llegaban al cañón del río Atá, denominado La Floresta. Los soldados habían estado en la guerra de Vietnam, Corea y Argelia. Llevaron equipos aéreos que dejaban caer napalm y manipulaban bacterias. El ejército prometía dinero a cambio de que delataran o entregaran armas. Ningún campesino habló. En Marquetalia sólo había 48 combatientes agrarios.

“El parlante siguió vociferando su estrepitosa llamada a la población civil. Pero a pesar del peligro que rondaba sobre sus cabezas, los campesinos sonreían. No se sabía cuál, entre ellos, era un civil. En cierto sentido, todos eran civiles. Pero el jefe de cada familia estaba armado y el guerrero más intrépido no se podría distinguir de su vecino. [A las 9:55 del 15 de junio] Dos aviones cazas de reacción que lanzaron bombas contra un caleterío entre los árboles, dieron muerte a quince niños que se habían escondido en una cueva. Una especie de viruela negra empezó a manchar la piel de niños y grandes, pues los aviones regaban la selva con un terrible rocío de bacterias. Sin embargo, a las pocas semanas, la mayoría de las mujeres y niños estuvieron a salvo en sus refugios secretos, y los combatientes elaboraban nuevas formas de guerra”, relató el escritor Walter Broderick.

Durante la operación, alrededor de 2.000 campesinos de veredas como El Puerto, El Socorro y otros, fueron desalojados, encarcelados y aproximadamente 200 de ellos fueron torturados y asesinados. Jacobo Arenas, a través del Diario de la resistencia a Marquetalia, menciona que hubo cuerpos que nunca pudieron ser identificados, porque su cabeza y manos fueron cortadas.

Al finalizar la Operación Soberanía, los 16.000 efectivos del Estado no acabaron con los 48 combatientes campesinos. Entonces, los marquetalianos decidieron que los ancianos, niños y algunas mujeres se refugiaran en la selva. El restante de hombres y mujeres se convertirían en las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC). El 20 de junio de 1964 expiden el Programa Agrario de los Guerrilleros de Marquetalia.

Este 27, 28 y 29 de mayo de 2017 será la conmemoración 53 de este hecho y será la última vez que lo evoquen como movimiento guerrillero. El próximo año ya estarán reincorporados a la vida civil. Estos días realizarán diferentes actividades artísticas en las diferentes zonas veredales del país. Por ejemplo, el sábado en Gaitania, Tolima, se realizó en la zona veredal El Oso una ruta hacia Marquetalia, en donde Miguel Pascuas, campesino de la época y Victoria Sandino realizarán actos simbólicos en homenaje a todos los campesinos, mujeres, niños y ancianos asesinados durante la Operación Soberanía.

Fuente: elespectador.com

Compartir en las redes sociales:

Comentarios - 0