Reciba las últimas noticias sobre temas interesantes con NewsHub. Instalar ahora.

La diferencia entre la bomba atómica y la termonuclear

6 de septiembre de 2017 02:15 PM
20 0
La diferencia entre la bomba atómica y la termonuclear

Corea del Norte afirma haber hecho significativos avances con la prueba de una bomba termonuclear. Pero ¿en qué se distingue de una bomba atómica? Una mirada a las diferencias entre estas armas.

Corea del Norte anunció el domingo (3 de septiembre de 2017) que había llevado a cabo un ensayo nuclear con una avanzada bomba de hidrógeno, también conocida como bomba termonuclear. De esa forma, pasa a otra etapa con su programa nuclear. Pero ¿qué diferencias existen entre una bomba atómica y una bomba de hidrógeno, más avanzada?

La diferencia fundamental entre una bomba atómica y una de hidrógeno radica en el proceso de detonación. En bombas atómicas como las lanzadas en Hiroshima y Nagasaki, el poder explosivo resulta de la súbita liberación de energía que se produce con la fisión del núcleo de un elemento pesado, como el plutonio.

Años después del desarrollo de la primera bomba atómica en Nuevo México, Estados Unidos desarrolló un arma basada en la misma tecnología que, sin embargo, expandía el proceso de detonación para generar una explosión más potente: la bomba termonuclear.

En el caso de una bomba termonuclear, el proceso de detonación comprende varias etapas, comenzando con la detonación de una bomba atómica. Esta primera explosión genera temperaturas de millones de grados, liberando suficiente energía para forzar a dos núcleos ligeros a fusionarse.

De acuerdo con expertos, la última bomba probada por Corea del Norte mostró una marcada diferencia con las anteriores. Una fotografía muestra una bomba de dos cámaras. Eso lleva a suponer que podría tratarse de una bomba de hidrógeno de dos etapas.

"Las imágenes muestran la forma de una posible bomba de hidrógeno, con una bomba primaria de fisión y una etapa secundaria de fusión, conectadas con la forma de un reloj de arena”, señaló Lee Choon-geun, investigador del Instituto de Política Científica y Tecnológica de Corea del Sur.

Las bombas de hidrógeno pueden provocar explosiones hasta mil veces más fuertes que una bomba atómica. La potencia de las bombas atómicas se suele medir en kilotones, o mil toneladas de TNT, mientras que la de una bomba termonuclear se mide por lo general en megatones, el equivalente a un millón de toneladas de TNT.

Fuente: dw.com

Compartir en las redes sociales:

Comentarios - 0